Sedación en otorrinolaringología


Para quienes no conocen el término, la otorrinolaringología es la especialidad que busca solucionar enfermedades de oídos (OTO), nariz (RINO) y garganta (LARINGOLOGÍA).

En esta especialidad se ha venido usando la sedación en múltiples procedimientos como: septoplastia, turbinoplastia de cornetes inferiores con radiofrecuencia, miringoplastias, estapedectomía y, actualmente, en la somnoplastia (disminución de ronquidos) con radiofrecuencia, que es la técnica que describiremos a continuación.

La somnoplastia es un procedimiento sencillo y con baja tasa de complicaciones, que ayudar a las personas a disminuir el ronquido y a evitar los efectos del síndrome obstructivo de apnea del sueño. Generalmente tarda entre 10 y 15 minutos en el consultorio médico.

La técnica de somnoplastia consiste en abrir un espacio, bien sea en los músculos del paladar, la úvula o los cornetes, para que el aire pase sin dificultad cuando se está durmiendo, momento en el que hay relajación total en el organismo y que provoca que los tejidos vibren y se produzca el ronquido.

Actualmente se ve como una alternativa menos invasiva frente a los tratamientos quirúrgicos que generalmente requieren tiempos de recuperación más largos y tienen más síntomas en el post operatorio, o frente al uso de CPAP (generadores de presión positiva) que pueden ser no tolerados por los pacientes durante la noche.

La sedación ayuda al manejo de dolor y la ansiedad que pueden generar algunos procedimientos como la somnoplastia, pero adicionalmente es una excelente alternativa para aquellas personas que no disponen de mucho tiempo, debido a que, bajo sedación, los médicos pueden realizar las diferentes fases del tratamiento o de intervención en una sola sesión y evitar con ello que el paciente deba acudir más de una vez al consultorio. El ahorro en tiempo es considerable.

La sedación es una técnica segura porque no tiene las contra indicaciones de una anestesia general y se ha demostrado que, durante este tipo de procedimientos, si se usa en conjunto con la anestesia local, puede proporcionar mayor tolerabilidad y producir mejores resultados, pues se administran medicamentos seguros y de óptima calidad, que permiten relajación y disminución del dolor.

Los estudios avalan la siguiente afirmación: La sedación ayuda a la disminución de complicaciones, el tiempo quirúrgico y las molestias antes y después de la cirugía.

Todos los procedimientos otorrinolaringológicos que requieran sedación se realizan en el consultorio habilitado de tu especialista, con la compañía permanente de médico anestesiólogo, quien te garantizará un momento agradable, seguro y placentero mediante la aplicación de medicamentos que permitirán que se realice tu tratamiento de una manera rápida, ceñida al plan y con la compañía de un excelente equipo humano.

Realizado por Dr. Bibiana TabimaAnestesióloga Calma Sedación

Para mayor información sobre el tema, visita nuestro sitio web y entérate de más.

Facebook: Calma Sedación ambulatoria

Instagram: @calmasedacion

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *